Ya no será delito privar de la vida en legítima defensa, en Michoacán

Ya no será delito privar de la vida en legítima defensa, en Michoacán

Antes de concluir el primer periodo del segundo año legislativo, legisladores michoacanos modificaron el Código Penal del estado para ampliar la legitima defensa como excluyente del delito, medida que protege jurídicamente al ciudadano expuesto a un hecho ilícito.

Se pretende evitar que tanto jueces como fiscales condenen a personas que, en defensa de su hogar o negocio y las personas y propiedades que en éste se encuentren, dispongan lícitamente de la vida o de la integridad de quienes les agreden.

Específicamente, reformaron la fracción VI del artículo 27 del Código, que establece las causas de exclusión del delito, para que quede de la siguiente forma:

Se repele una agresión real, actual o inminente, en defensa de un bien jurídico propio o ajeno, siempre que exista necesidad de la defensa, racionalidad del medio empleado y no medie provocación dolosa suficiente e inmediata por parte del agredido o de su defensor.

Se presumirá como legítima defensa el hecho de causar lesiones o privar de la vida a quien, por cualquier medio, trate de penetrar o penetre, sin derecho, al hogar del agente, al de su familia, a sus dependencias o a los de cualquier persona que éste tenga la obligación de defender, al sitio donde se encuentre su familia o bienes propios o ajenos respecto de los que exista la misma obligación o bien lo encuentre en alguno de aquellos lugares en circunstancias tales que revelen la probabilidad de una agresión.

Advierte que no se considerará exceso en la legítima defensa cuando concurran circunstancias en las que la persona que se defiende se encuentra en estado de confusión, miedo o terror que afecte su capacidad para determinar el límite adecuado de su respuesta o racionalidad del medio empleado para defenderse.

Destaca que en todo caso de legítima defensa en que una mujer sea quien repele la agresión, los jueces y agentes del Ministerio Público tendrán que aplicar la perspectiva de género para su análisis de la situación en la que ocurrió el caso concreto, a fin de cumplir las obligaciones internacionales en materia de derechos humanos de las mujeres.

Lo anterior, explica el dictamen elaborado por la comisión de Justicia y aprobado por el Pleno del Congreso local, hará prácticamente imposible que una mujer que se defiende en su casa de violencia familiar o en la calle de un intento de abuso, vaya a la cárcel.

En la exposición de motivos se señala que, de acuerdo con cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública, entre enero y septiembre de 2019 fueron reportados 275 robos a casa-habitación en Michoacán, así como 406 a negocios.