En calor podrá devastar oyameles, hábitat de la Mariposa Monarca

En calor podrá devastar oyameles, hábitat de la Mariposa Monarca

Dentro de 70 años aproximadamente la temperatura se habrá incrementado a tal grado que no habrá condiciones para la sobrevivencia del oyamel, conífera, hábitat de la Mariposa Monarca, así lo advirtió Arnulfo blanco, biólogo de la Facultad de Ciencias Biológicas de la UMSNH.

Las principales causas de mortalidad que se registraron en los programas de reforestación son: La selección inadecuada de especie (17%), sequía ((15%), heladas (14%), fauna nociva (12%), pastoreo (11%), técnica y fecha endechada de plantación (8%), competencia con vegetación (7%), incendios (6%), vandalismo (5%) y pobre calidad de la planta (5%).

Señalando que las buenas intenciones no son suficientes para revertir el daño ambiental causado por la actividad humana, sino que se requiere impulsar programas de protección medioambiental sustentados en conocimientos técnicos  y científicos para preservar el hábitat de la Mariposa Monarca y otras especies.

Ante centenares de estudiantes, activistas e investigadores explico que para el 2030, 2060 y 2090 se van a incrementar las temperaturas promedio, lo que implica que los árboles sufran cambios y por lo tanto las especies no contarán con las condiciones específicas que requieren para sobrevivir.

El doctor investigador y coordinador del laboratorio de restauración de bosques, recordó que en el 2007 en el cerro de Punhuato se registró una tasa de mortalidad de pinos sin precedentes, consecuencia del calentamiento de la tierra y el calor urbano, generado por una inadecuada planeación, por lo que se reforestó con coníferas y otras especies de tipo tropical.

Así mismo, se menciono que es importante la incursión de áreas verdes y arboledas, ya que no se cuenta con un manual de planeación y reforestación, mientras que en otros estados si cuentan con este.

También te puede interesar: http://mimaravatio.com/solo-queda-1-de-poblacion-de-mariposa-monarca/

 



Departamentos Torres Sebastian